Cómo Acoger

Ser Familia Acogedora

Para ser familia acogedora tendrá que solicitarlo en la Asociación (ya sea en Bizkaia o en Cantabria), para ello, disponéis en la web, en la sección de Localización varios teléfonos y el mail de la misma o comentarlo a cualquier familia acogedora.

Componentes de la Junta de la Asociación, efectuarán un encuentro/entrevista personal con la nueva familia, en el cual se trataran temas relacionados con la acogida: motivaciones, necesidades, obligaciones, etc; si bien, como elementos primarios las familias deben de cumplir unos requisitos básicos:

  • Disponer de medios de vida estables y suficientes.
  • Disfrutar de un estado de salud física y psíquica que garantice la atención normalizada del niño, niña o adolescente.
  • Llevar una vida familiar estable.IMG_6040
  • Disfrutar de un entorno familiar y social favorable a la integración del niño, niña o adolescente.
  • No existir en las historias personales de los solicitantes episodios que impliquen riesgo para el niño, niña o adolescente.
  • Mostrar flexibilidad en las actitudes y adaptabilidad a situaciones nuevas.
  • Comprender la dificultad inherente a la situación del niño, niña o adolescente.
  • Respetar la historia personal y familiar del niño, niña o adolescente.
  • Aceptar las relaciones entre el niño, niña o adolescente y su familia de origen.
  • Compartir entre los miembros de la unidad familiar una actitud favorable al acogimiento.
  • Manifestar una motivación al acogimiento familiar en la que prevalezcan el interés superior del niño, niña o adolescente y la protección de sus derechos en orden a garantizar su desarrollo.

Coste Económico

Una de las premisas de nuestras asociaciones, es que las familias tengan que desembolsar lo mínimo posible para el viaje, seguros y gastos derivados de los papeleos para la llegada de los menores.

Actualmente las familias acogedoras en Bizkaia contribuyen con una cuota anual de 300 Euros para los gastos derivados de la campaña de acogimiento de verano; si bien, el montante de esta cuota puede variar en función de la situación financiera de la Asociación, dándose puntual información de la misma en las reuniones de Asamblea donde participan todas las familias.

Desde eldinero año 2014, existe la posibilidad de realizar una campaña de acogimiento en invierno, de un mes de duración, donde la familia acogedora se tiene que hacer cargo de los gastos. En este sentido, todo el desglose de gastos se comunica en la pertinente reunión asamblearia.

En el caso de familias acogedoras en Cantabria la cuota ronda los 400 Euros por campaña, en función del dinero que haya podido ser recaudado en las actividades de la asociación o vía subvención.

Dada la actual situación económica se ha notado una reducción importante en las subvenciones que recibíamos por parte de organismos públicos, así como un descenso de las colaboraciones de carácter privado. Es por ello que resulta importante que las familias participen y se impliquen en todas las actividades que realiza la Asociación con el objetivo de recaudar fondos: venta de lotería, cena benéfica, mercadillos solidarios, etc.

Una vez aquí, las familias de acogida tienen que hacerse cargo de todos los gastos de la manutención del menor, exceptuando aquellos gastos médicos que son gestionados por ACOBI o ACOBI CASTRO: odontólogos, oculistas, etc.

Fechas de las Campañas de Acogimiento

La campaña de acogimiento de verano tiene una duración de unos 2 meses, entre finales de Junio a finales de Agosto, dependiendo el número dcalendarioe días concretos de la reserva de los vuelos y también, de los días en que acaben los niñ@s mayores los últimos exámenes.

Desde el año 2014, también se está gestionando una campaña de invierno. En este caso los menores estarían con sus familias acogedoras durante un mes en la época de Navidades (mediados de Diciembre hasta mediados de Enero).

Origen de los Menores

mapa-bielorrusiaLa mayoría de los niñ@s son de los pueblos de Klimovichi, Malaskovich y otros pueblos de la comarca de Mogilov. También pueden proceder de otros lugares de Bielorrusia atendiendo a situaciones o requerimientos especiales.

Es necesario destacar que todos los menores están escolarizados y tienen familia o tutores; otra cosa es que la unidad familiar este desestructurada, alguno de los progenitores este ausente, presenten cuadros de alcoholismo, falta de trabajo o recursos, etc.  En este sentido Acobi trabaja en colaboración con la Asociación Pública Benéfica Internacional “Anastasia” de Minsk, para que se dé prioridad en el acogimiento a aquellos menores más desfavorecidos o más necesitados.

Salud de los Menores

El gobierno bielorruso no permite el viaje de menores  con enfermedades grtermometroaves; pero esto no significa que los menores estén “sanos”; de forma general, suelen llegar delgados, con retraso en su crecimiento y con problemas en la dentición. Las revisiones médicas a las que les sometemos pueden aportar más información sobre su estado.

Elección y Asignación

412_142990_3900122_482534¿Pueden las familias elegir entre acoger un niño o una niña? En la mayoría de los casos sí, siempre con una edad comprendida entre 7 y 17 años, que es la edad máxima para que un menor pueda entrar en los programas de acogimiento.

La información que se recibe de los menores de forma inicial suele ser escasa, reduciéndose en el mejor de los casos a un sucinto informe donde consta: nombre, edad, sexo, pueblo de procedencia, estado médico, algunos gustos e historia familiar. Con estos datos y con los requerimientos especificados por las familias se intenta adecuar la asignación del menor a una familia de acogida.

“Houston, tenemos un problema”

Todos podemos tener problemas o hacernos preguntas, de forma que no hay dos acogimientos iguales, aunque si una serie de problemáticas comunes, especialmente durante las primeras fases del acogimiento cuando la barrera del idiomdudaa puede ser un elemento de frustración. En este primer momento conviene tener a mano un diccionario básico ruso-español.

De igual forma todas las familias acogedoras tienen asignado un coordinador de la Junta de la Asociación a la que podrán informar de cualquier eventualidad, así como contar con la ayuda de las monitoras bielorrusas que llegan con los menores y que están disponibles 24 horas al días.

Comunicaciótelefono-otron con los Menores en Bielorrusia

La mayoría de los menores tienen teléfono y en algunos casos, incluso acceso a internet. En el peor de los casos se puede recurrir al correo ordinario. De cualquier forma, la comunicación con ellos ira mejorando a medida que los menores vayan afianzando el idioma.

Adopción y Estudios

En ningún caso se pueden adoptar estos menores, dado que viven con sus tutores, padreestudios y/o abuelos; sin embargo existe la posibilidad de traer a algunos menores para cursar estudios, pero todos los papeleos se tienen que efectuar al margen de la asociación. En este caso, se facilitaría en la medida de nuestras posibilidades, los conocimientos que tiene del tema y el contacto con familias que ya han efectuado los trámites para apoyar a los interesados en el proceso.

Anuncios